Ciudad de Tarifa al minuto

  • Diario Digital | martes, 18 de enero de 2022
  • Actualizado 05:54

El alcalde desmiente que se estropeara la Puerta de Jerez al colgar las luces de navidad

Explica a Mellaria que la sujeción utilizada para la luminaria se realiza con elementos ya presentes en el monumento.

05092011_173846_463.jpg
El alcalde desmiente que se estropeara la Puerta de Jerez al colgar las luces de navidad

El primer edil tarifeño, Juan Andrés Gil, que ostenta también el área municipal de Cultura, ha querido dejar claro que la sujeción utilizada en la luminaria festiva que adorna la Puerta de Jerez, no ha supuesto la incorporación de ningún elemento dañino sobre el monumento.

De hecho, los clavos a los que se alude Mellaria en su denuncia son elementos presentes el monumento y respetados tras el proyecto que supuso la rehabilitación del Bien de Interés Cultural en el año 2.000. Gil García lamenta “el exceso de celo causado probablemente por motivos políticos que ha llevado a Mellaria a caer en este error”.

El Gobierno local, con la confirmación técnica de la idoneidad del sistema de sujeción empleado, se ha sorprendido también del desconocimiento de Mellaria acerca de la presencia durante años de los citados clavos. Lo ha expresado así hoy el alcalde que ha apuntado al proyecto de restauración emprendido sobre el monumento durante del año 2000.

Una intervención integral que con el concierto y “acuerdo del arquitecto del proyecto,  de la propia consejería de Cultura de la Junta de Andalucía y el Ayuntamiento de Tarifa, incluyó el respeto e integración de estos clavos, imagino que con criterios suficientemente justificados dada la materia. Así que ahora la discusión no es si existen o no estos seis clavos. La cuestión –entendemos- a debate es cómo Mellaria, una asociación con dilatada trayectoria en defensa del patrimonio histórico, no se había percatado antes”.

Con todo el gobierno local ha querido dejar claro que la fijación de la luminaria festiva se acomete principalmente desde unas tirantas de acero sujetas a un elemento externo e independiente del monumento. De tal manera que sólo una pequeña parte proporcional del peso total de la luminaria, se ha incorporado a cada uno de los seis clavos presentes desde hace años en el monumento.

Por otro lado, el alcalde lamenta que la presidenta de  la asociación de defensa  del patrimonio con la que coincidió el pasado sábado, no le haya trasladado directamente la preocupación del colectivo “que sí en cambio ha tachado de agresión el hecho entre los medios de comunicación. Confío en que no se trate de una conclusión adoptada dentro de un discurso político. Quiero pensar que dentro del colectivo prevalecen los intereses por cuidar el patrimonio y no otros. Al PSOE le recuerdo que patrimonio de todos los tarifeños como el castillo de Santa Catalina ha padecido de su incapacidad”.

Entrando en la página solicitada Saltar publicidad