Ciudad de Tarifa al minuto

  • Diario Digital | martes, 22 de septiembre de 2020
  • Actualizado 12:13

El Ayuntamiento de Tarifa hace por vez primera la ofrenda floral a la Patrona en la Función principal

La de hoy ha sido una Función principal especialmente significativa, austera pero más participativa que otras anteriores y cargada de simbolismo. No hay Feria en Tarifa pero el significado de las fiestas patronales ha seguido guardándose. La tradición ha dictado desde hace más de dos siglos que el por entonces “Cabildo” y el ahora Ayuntamiento ratifique su voto y agradecimiento a la Patrona por sus mediaciones a favor del pueblo de Tarifa
La Corporación municipal.
La Corporación municipal.
El Ayuntamiento de Tarifa hace por vez primera la ofrenda floral a la Patrona en la Función principal

Puntual, como de costumbre, la corporación municipal bajo Mazo hizo su aparición en San Mateo. Pocos minutos pasaban de las doce del mediodía cuando ya los miembros de la Corporación municipal ocuparon sus posiciones dentro del templo.

La de hoy ha sido una Función principal especialmente significativa, austera pero más participativa que otras anteriores y cargada de simbolismo. No hay Feria en Tarifa pero el significado de las fiestas patronales ha seguido guardándose. La tradición ha dictado desde hace más de dos siglos que el por entonces “Cabildo” y el ahora Ayuntamiento ratifique su voto y agradecimiento a la Patrona por sus mediaciones a favor del pueblo de Tarifa. El Patronazgo de Nuestra Señora de la Luz se aprueba definitivamente en el año 1750 y todavía hoy no ha faltado un solo año que el consistorio no haya vuelto a anunciarlo ante la Virgen de la Luz.

Es exactamente lo que ha vuelto a hacer esta mañana en la iglesia mayor de Tarifa el alcalde Francisco Ruiz Giráldez. Lo especial de este año está, como no puede ser de otra forma, en la circunstancia actual de pandemia. Restricciones sanitarias que no han permitido que Tarifa tenga su Feria, así como ha sucedido en el resto de lugares de la geografía española.

Esta circunstancia ha sido el hilo conductor del discurso del alcalde de Tarifa. “En este año complicado, doloroso y extraño, nos vemos privados de los festejos que enmarcan una jornada grande como la de hoy 8 de septiembre, festividad de la Patrona de Tarifa. Vayan por delante las felicitaciones de la Corporación Municipal a la que represento a todos los tarifeños y tarifeñas, en especial a las que se llaman Luz pero en general a toda la ciudadanía, porque hoy sigue siendo, más si cabe, una fecha para la celebración de la propia existencia. Un motivo para agradecer la propia vida, y el hecho de poder vernos y reconocernos como testigos y herederos de una tradición centenaria. Eso en cierta forma estamos haciendo en la renovación del voto de la Corporación Municipal de este 2020, caracterizado por la pandemia del Coronavirus. Celebrar que a pesar del tiempo revuelto que nos ha tocado atravesar, lo estamos haciendo, juntos, al lado de nuestros seres queridos. Sólo esta oportunidad de estar presentes merece ya toda la satisfacción y la fiesta que caben en una Feria”, explicó el primer edil frente a la Patrona en el altar principal de San Mateo.

Con distancia social las dos bancadas del templo, en sus primeras hileras, fueron reservadas para miembros de la Hermandad de la Virgen de la Luz y para los distintos concejales de la Corporación municipal. La representación militar contó con la presencia del Teniente Iván Ayala en representación del Ejército de tierra, del Comandante Naval de Algeciras, Juan Carlos García Velo; del Capitán del Cuartel de la Guardia Civil de Tarifa Domingo Holgado; y del Subinspector jefe de la Policía Local de Tarifa, José Luis Canas.

Dos jóvenes tarifeñas, ataviadas con el tradicional y traje típico de manto y saya, se desplazaron hasta el altar principal, a los pies de la Patrona, para depositar las flores que, en este año y por vez primera, desarrolla el Ayuntamiento de Tarifa como institución. No estaba programado de antemano pero una decisión última tomada desde el consistorio encontró el beneplácito de la parroquia y así fue desarrollada.

La homilía ha sido conducida por el Obispo de la Diócesis de Cádiz, Rafael Zornoza, y por el párroco de Tarifa, Juan Pedro Varo. Se ha contado con la colaboración también de otros sacerdotes como el párroco de Facinas, Antonio Garrido, y también del Vicario del Campo de Gibraltar, Juan José Marina.

La sobriedad ha distinguido la Función principal de este año, así como el respeto estricto a las medidas higiénico sanitarias.