Ciudad de Tarifa al minuto

  • Diario Digital | Miércoles, 24 de Abril de 2019
  • Actualizado 11:57

EL ABANDONO DEL SIGLO XIX TARIFEÑO

“LA INFANCIA ABANDONADA EN TARIFA” APORTA UNA VALIOSA REFLEXIÓN SOBRE LA SOCIEDAD DEL XIX

La obra editada por el Servicio de Publicaciones del Ayuntamiento de Tarifa se presentó el pasado sábado en el salón de actos de C.E.I.P Guzmán el Bueno.

55475340_1311864955619066_3168216633445449728_o
55475340_1311864955619066_3168216633445449728_o
“LA INFANCIA ABANDONADA EN TARIFA” APORTA UNA VALIOSA REFLEXIÓN SOBRE LA SOCIEDAD DEL XIX

El salón de actos del C.E.I.P Guzmán el Bueno acogió el pasado sábado la presentación de la “La infancia abandonada en Tarifa (1812-1868)” del tarifeño Juan Antonio Criado Atalaya. La obra recoge parte de su tesis doctoral y aborda el fenómeno del abandono en buena parte del siglo XIX tarifeño. El aforo del Guzmán el Bueno que celebra en este año su 50 aniversario se quedó pequeño para acoger la presentación del libro publicado por los Servicios de Publicaciones del Ayuntamiento de Tarifa.


El acto se inició con las palabras del alcalde Francisco Ruiz. Tras dar la bienvenida a los presentes, Ruiz Giráldez habló del autor y del ofrecimiento que hizo éste de la obra al equipo de gobierno que finalmente decidió apoyar su publicación. Tras ello, el director del C.E.I.P Guzmán el Bueno, Manuel Ruiz mostró su satisfacción por enmarcar la presentación de la obra en el conjunto de actividades planificadas con motivo del 50 aniversario del colegio tarifeño. La presentación del libro de Juan Antonio Criado, antiguo alumno del centro, marca así el pistoletazo de salida de la agenda del aniversario. El director del CEIP agradeció además el compromiso del autor en la defensa de la infancia no solamente en el libro, sino también en su quehacer profesional diario. 


Por su parte, el concejal de Cultura, Ezequiel Andréu explicó el proceso seguido en esta edición del Servicio de Publicaciones del Ayuntamiento de Tarifa que pasa por el consejo de redacción de Aljaranda. El también primer teniente de alcalde destacó la aportación que supone una publicación que interpreta valiosa documentación e información del siglo XIX tarifeño. Subrayó el interés de un trabajo realizado desde el rigor metodológico de quien supera con la máxima calificación la evaluación de un tribunal compuesto por altos cargos académicos de la universidad gaditana. 


Por último, el Doctor y Catedrático de Historia Contemporánea de la UCA, Julio Pérez Serrano, hizo un análisis de la obra, del rigor académico que le llevó a obtener la máxima calificación y del acierto de haber divido la tesis en una primera publicación referida a la infancia abandonada en Tarifa dejando para otra obra la parte educativa. 


Pérez Serrano tuvo también palabras de elogio en relación al periodo histórico abarcado que, actualmente, no está entre los intereses de muchas investigaciones, pero que supone el arranque del estado moderno en España y, por ello, la base de muchas de las cuestiones que hoy están sin resolver. Hizo referencia al desarrollo legislativo liberal que no tuvo a la infancia como sujeto de derechos.


La presentación se cerró con las palabras del autor, el doctor Juan A. Criado Atalaya que hizo un rápido recorrido sobre cómo y por qué se interesó por esta temática cuando inició sus cursos de doctorado. Si bien no era un objetivo a priori, cuando comprobó la cantidad de documentación que aparece en las actas capitulares tarifeñas sobre el tema del abandono infantil, consideró que una realidad tan cruda e injusta, no podía quedar solapada ni olvidada en la historia. Por ello, hizo de este asunto junto al educativo el cuerpo central de su tesis. 
Tuvo además palabras de agradecimiento para las profesoras Aurora Gutiérrez y Paloma Pernil, quienes le animaron y motivaron a terminar dicho trabajo. También a su director de tesis, Agustín Velloso. Juan Antonio Criado agradeció igualmente la presencia del Doctor Pérez Serrano en el acto que según sus palabras ponía “el listón académico en lo más alto posible”. 


Finalizó su intervención reflexionando ante el público asistente sobre el valor de su obra, y, lejos de presentarla como una simple recopilación de datos, invitó a que su lectura se hiciese con el análisis crítico del autor para comprender cómo algo que nos escandaliza hoy era, hasta no hace mucho, una práctica aceptada por la sociedad, regulada legalmente y apoyada religiosamente. En este supuesto -añadió- puede que dentro de unas décadas cuando se estudie estos primeros años del siglo XXI, se vea con igual asombro la manera en que una sociedad moderna normaliza y acepta que haya en este mundo tanta infancia abandonada que muere en las guerras, cruzando el Estrecho, buscando una vida más digna, abandonada del cariño, etc. Todo ello a pesar de llevar vigente varias décadas la Convención sobre los Derechos del Niño, y que consideran a las niñas y niños como sujetos de protección, y no sólo como objetos de la misma.