Ciudad de Tarifa al minuto

  • Diario Digital | jueves, 20 de enero de 2022
  • Actualizado 04:04

Exteriores asegura seguir patrullando en aguas "que son españolas"

IAM/Redacción A pesar de que las autoridades gibraltareñas pongan el grito en el cielo cada vez que buques españoles entran en lo que consideran "sus aguas" no reconocidas nunca por España que esgrime el Tratado de Utrecht, el Gobierno español asegura que continuarán ejerciendo las labores de control de las actividades ilícitas que se desarrollan al amparo del Peñón. 

11082015_110623_895.jpg
Exteriores asegura seguir patrullando en aguas "que son españolas"

IAM/Redacción A pesar de que las autoridades gibraltareñas pongan el grito en el cielo cada vez que buques españoles entran en lo que consideran "sus aguas" no reconocidas nunca por España que esgrime el Tratado de Utrecht, el Gobierno español asegura que continuarán ejerciendo las labores de control de las actividades ilícitas que se desarrollan al amparo del Peñón. 

De hecho, el último "incidente" vino por una de esas labores de control, ya que fue al requerir la documentación de los tripulantes de una embarcación de recreo, cuando estos se dieron a la fuga y llamaron por teléfono a las fuerzas policiales del Peñón que les escoltaron hasta el muelle. Los integrantes de la patrullera del Servicio de Vigilancia Aduanera (SVA), informaron de la posibilidad de que el barco pudiera estar desarrollando labores ilícitas, bien de contrabando, o de pesca ilegal. Ninguna de ellas ha sido investigada por la policía yanita. 

El Ministerio de Exteriores, ante la denuncia del Gobierno gibraltareño de un incidente en aguas próximas al Peñón, ha enviado hoy una nota verbal a las autoridades británicas en la que recuerda que las aguas adyacentes a Gibraltar son españolas y reitera que los buques españoles seguirán ejerciendo sus cometidos. 

De hecho, el Ministerio de Asuntos Exteriores respondió a la protesta del Foreign Office con una nota verbal a la embajada del Reino Unido en la que detalla que "en la madrugada del 22 durante una patrulla rutinaria el buque del Servicio de Vigilancia Aduanera Águila II localizó a una embarcación de fibra con dos tripulantes a bordo, detenida a 5 millas al este de Punta Europa, es decir fuera incluso de las aguas que Gibraltar considera como "suyas". Al solicitar la identificación a dicha embarcación ésta emprendió la huida hacia Gibraltar, al tiempo que sus tripulantes efectuaban llamadas desde teléfonos móviles". 

La nota continua asegurando que la embarcación "hizo caso omiso de los requerimientos de la patrullera para que se detuviera y se identificara por lo que desde el Águila II se efectuaron dos disparos al agua" y no cuatro como se aseguró desde el Gobierno de Gibraltar, apoyándose en un vídeo difundido por la cadena pública GBC en la que se escuchan cuatro detonaciones, aunque dos de ellas dada la distancia a la que fueron grabadas, pudieran ser ecos de los dos únicos disparos que se llevaron a cabo. 

La comunicación enviada por la diplomacia española insiste en que "después de efectuar los disparos de advertencia, la embarcación se detuvo y la patrullera constató la aparición de una patrullera y dos embarcaciones semirrígidas de la policía de Gibraltar. Al acercarse la patrullera gibraltareña los agentes del SVA le comunicaron que la embarcación, de matrícula de Gibraltar, se había dado a la fuga a 5 millas al Este de Punta Europa. Una vez controlada la embarcación por la policía de Gibraltar, que en todo momento grabó con una videocámara a la patrullera española, ésta dio por terminada su colaboración y puso rumbo a su base de Algeciras, siendo seguida por las dos embarcaciones semirrígidas de la policía gibraltareña hasta la mitad de la bahía de Algeciras". 

Según detalla Exteriores en su nota, el Águila II estaba llevando a cabo "la misión que tiene encomendada en el ejercicio de la soberanía española sobre esas aguas y que le corresponden de modo habitual". 

SEGUIREMOS PATRULLANDO EN AGUAS ESPAÑOLAS

Asimismo, reitera que la posición de España respecto de los espacios cedidos y no cedidos a Gran Bretaña por el Tratado de Utrecht "permanece inalterada desde dicho tratado y precisa que España no reconoce al Reino Unido otros derechos y situaciones relativos a los espacios marítimos de Gibraltar que no estén comprendidos en el artículo X del Tratado de Utrecht de 1713, suscrito entre ambos países. "El Gobierno español no tiene duda alguna sobre los límites de su territorio y por tanto los buques españoles seguirán ejerciendo sus cometidos en las aguas españolas, del mismo modo en que lo vienen haciendo desde tiempo inmemorial, sin que ello se haya aducido hasta tiempos recientes como causa de pretendidos incidentes", concluye la nota del Ministerio de Exteriores. 

Entrando en la página solicitada Saltar publicidad