Ciudad de Tarifa al minuto

  • Diario Digital | jueves, 01 de octubre de 2020
  • Actualizado 14:50

Las playas Atlanterra, Valdevaqueros, Lances Sur y Norte, Bolonia y Playa Chica de Tarifa, libres de humo

Las playas tarifeñas de Atlanterra, Valdevaqueros, Lances Sur y Norte, Bolonia y Playa Chica, además de Santa Bárbara de La Línea, serán libres de humo, spacios libres de tabaco en los que la promoción de hábitos de vida saludable se une al reto de cuidar el medio ambiente y conseguir arenales sin colillas ni sus toxinas.
Playa de Los Lances.
Playa de Los Lances.
Las playas Atlanterra, Valdevaqueros, Lances Sur y Norte, Bolonia y Playa Chica de Tarifa, libres de humo
El consejero de Salud y Familias, Jesús Aguirre, que  ha entregado en Conil de la Frontera (Cádiz) acreditaciones de playas sin humo a diez espacios de la provincia de Cádiz, ha anunciado su intención de que esta iniciativa se extienda también a las piscinas municipales.
Se trata de conseguir "un Andalucía sin humo", ha señalado el consejero después de destacar que el tabaco, la principal causa de mortalidad, está detrás de 10.000 muertes al año en Andalucía y genera un sinfín de enfermedades.
Luchar contra el tabaquismo es el objetivo de la campaña "Playas Sin Humo" que, en su primer año, ha sumado 21 iniciativas en la comunidad.
La mayor parte de ellas, diez, están localizadas en la costa de Cádiz; seguida de Málaga, que tiene nueve, y Granada y Almería con una en cada provincia.
La iniciativa de la Red Andaluza de Servicios Sanitarios y Espacios Libres de Humo, promovida por la Dirección General de Salud Pública y Ordenación Farmacéutica de la Consejería de Salud y Familias, busca concienciar sobre las consecuencias negativas de este hábito en las playas de la comunidad autónoma.
Además de promover hábitos saludables para mejorar la salud y la calidad de vida y de ser importante para no transmitir hábitos nocivos a las nuevas generaciones, la campaña trata de mejorar la calidad ambiental de estos espacios.
Y no sólo por el humo que pueden inspirar los acompañantes de un fumador, sino por el usual abandono de las colillas en el espacio.
El consejero ha recordado que ese acto "de coger las colillas y enterrarlas en el césped o en la arena" supone abandonar un residuo con sustancias tóxicas como la nicotina y el alquitrán que tardan cinco años en desaparecer.
"Son millones y millones de colillas", ha indicado el consejero, que espera que todos los ayuntamientos costeros andaluzas se adhieran a este proyecto.
Los ayuntamientos, que son los encargados de gestionar las playas sin humo, no cuentan de momento con ordenanzas que les permitan sancionar a aquellos fumadores que lleven humo y colillas a estos espacios, por lo que de momento cuentan con que se conviertan en una "llamada a la responsabilidad" de los ciudadanos, según ha señalado el alcalde de Conil de la Frontera, Juan Bermúdez, que desde hoy cuenta con cien metros de la playa del Chorrillo libre de humo